Innovar debe ser el principal objetivo al que debe apuntar el sector turístico. Esta es una de principales conclusiones a las que se llegó en el foro “Ecuador Destino Seguro”, donde se analizó la situación, desafíos y oportunidades que el sector turístico tiene frente a la emergencia sanitaria.

Úrsula Troya Niza, directora Zonal 8 del Ministerio de Turismo, indicó que el evento tuvo un eje principal: difundir el mensaje que Ecuador es un destino seguro que cumple con todas las condiciones para seguir recibiendo turistas nacionales y extranjeros.

“Se ha conseguido crear conciencia sobre la seguridad sanitaria que la industria debe ofrecer durante la nueva realidad”, señaló la funcionaria, al tiempo de recalcar que los logros obtenidos son el resultado del trabajo en conjunto con los diversos actores y el cumplimiento de las normas de bioseguridad.

La labor desarrollada al respecto por esta cartera de Estado fue destacada por Marieloz Bonilla, gestora turística de Costa Rica, quien mencionó que “es necesario implementar estas herramientas para brindar confianza y mantener fidelidad con los clientes”.

Asimismo, consideró que el tema de la sostenibilidad es una gran oportunidad, misma que podría revitalizar la oferta turística. “Debemos entender que ya no vamos a poder pensar en la saturación del turismo. Ahora son servicios más personalizados, con mucha más mesura, y con distanciamiento físico y no social. Esta es una oportunidad de innovación, de promover experiencias que vayan de la mano con una vivencia cultural y de naturaleza”, reseñó Bonilla.

Con este criterio coincidió Patricio Gaibor, consultor en turismo, quien lo definió en una sola frase: “Sin innovación no hay futuro”; además, el experto hizo un llamado a reflexionar sobre el cambio que se está generando en el mundo y cómo afecta al sector. “Debemos analizar los productos, las marcas, el valor tangible, y repleantar la forma en la que un producto sea una experiencia diferente”.

El evento contó también con la participación de Mayra García, subteniente de la Policía Nacional, quien comentó la labor que se desarrolla desde la Unidad de Policía Turística, en Guayaquil, y dijo que se trabaja para fortalecer la seguridad y bienestar de los visitantes nacionales y extranjeros que arriben al Puerto Principal.

Convertir a Ecuador en un Destino Seguro contribuirá a la recuperación de la confianza de los viajeros dentro de la nueva normalidad del turismo, donde prima proteger la salud de los visitantes y los prestadores de servicios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here