El Centro Acuático de Tokio, que será la sede de la natación, natación paralímpica, natación artística y saltos ornamentales durante los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, abrió sus puertas el sábado tras siete meses de espera por la pandemia del COVID-19.

Las instalaciones, que son una de las ocho construidas íntegramente para los Juegos, tienen capacidad para 15000 personas y cuentan con una piscina principal de 10 carriles, una pileta secundaria y una piscina de saltos ornamentales.

Construido teniendo en cuenta el compromiso con la sustentabilidad y el medio ambiente, el Centro Acuático de Tokio cuenta con paneles solares y con un sistema de calefacción geotérmica que utiliza la temperatura obtenida del suelo para calefaccionar el agua de las piscinas reduciendo la emanación de carbono.

El diseño combina características de la cultura japonesa con la última tecnología. Su techo está inspirado en el origami, el arte de realizar figuras de papel plegado sin usar tijeras. Mientras que, la pileta principal y la secundaria cuentan con un sistema de paredes y suelo movibles, que permite regular su largo y profundidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here