El Gobierno de Corrientes formalizó esta tarde la incorporación de la Reserva Yerbalito al Parque Provincial Iberá, reforzando la protección de 1236 hectáreas destinadas a la restauración ecológica mediante la reintroducción de especies extintas, una estrategia mundialmente conocida como rewilding.

De esta forma, Corrientes continúa su política de producción de naturaleza, con una clara visión basada en la conservación de sus áreas protegidas para el disfrute de futuras generaciones. La Fundación Rewilding Argentina donó a la Provincia estas tierras con el objetivo de garantizar para siempre la protección de su biodiversidad y seguir con los trabajos de recuperación de especies nativas.

Semanas atrás, la Provincia de Corrientes sumó 41 mil hectáreas al Parque Provincial Iberá, que junto al Parque Nacional Iberá resguardan humedales, montes y vida silvestre bajo la categoría de conservación más efectiva para la protección de la biodiversidad: los parques nacionales y provinciales. De esta manera, el Parque Iberá protege ahora más de 750.000 hectáreas, uno de los parques naturales de mayor superficie protegida de Argentina.

Esta gran llanura subtropical alberga el mayor humedal de Argentina, donde el Gobierno de Corrientes, la Administración de Parques Nacionales y Fundación Rewilding Argentina están trayendo de vuelta especies extintas, como el yaguareté, la nutria gigante y el guacamayo rojo, para recuperar la funcionalidad y salud del ecosistema y promover una economía restaurativa basada en el turismo de observación de fauna.

Acto

La oficialización del traspaso del área protegida se llevó a cabo con la presencia del ministro de Turismo Sebastián Slobayen, el el coordinador general del Comité Iberá Sergio Flinta, la directora Ejecutiva de la Fundación Rewilding Sofía Heinonen y encargada de Relaciones Públicas de dicha Fundación Marisi López, además de prestadores de servicios turísticos y guardaparques.

Al respecto, el titular de Turismo indicó que se trata de un paso más dentro de una estrategia que se viene llevando adelante desde el Gobierno Provincial como una política de estado, que es la consolidación de las áreas protegidas como un recurso no solo ambiental, sino también de desarrollo turístico y de generación de oportunidades para los correntinos. “Corrientes es una provincia que se desarrolla a partir de su naturaleza y por eso el Iberá es nuestro emblema”, agregó.

“La protección de Yerbalito es clave para el ecosistema de Iberá” comentó el senador Sergio Flinta, autor de la ley de ampliación del Parque Provincial Iberá. “Sus bosques albergan importantes árboles nativos que proveen hábitat y alimento para especies emblemáticas que estamos reinsertando a nuestra provincia, como el guacamayo rojo, el muitú y el pecarí de collar. Sumando la Reserva Yerbalito al Parque Provincial, redoblamos nuestro compromiso con el rewilding, la estrategia que está devolviendo la riqueza y belleza natural a nuestra maravillosa Corrientes,” agregó.

Con este hito, la Reserva Yerbalito redefine el rol que cumplen las áreas protegidas no sólo de conservar ecosistemas -que ya se encuentran defaunados la mayor parte de las veces- sino de potenciar su restauración mediante el rewilding.

En el día de la fecha, autoridades provinciales y de Fundación Rewilding Argentina recorrieron los montes, bosques, lagunas y pastizales de Yerbalito, la carpa que oficia de Centro de Recepción para autoridades, investigadores y corresponsales de la prensa —diseñada al estilo africano, elevada del suelo sobre una tarima para no interferir con el paso de la fauna—, y el jaulón de presuelta de aves, donde se aclimatan muitúes y guacamayos rojos antes de su liberación definitiva.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here