El programa nacional culmina el próximo 31 de diciembre con un éxito rotundo. Informes públicos y privados coinciden en que los destinos del Norte marcaron un notable crecimiento en las preferencias de los argentinos.

Un 15% de la población argentina tiene pensado hacer un viaje por el Norte del país, según un informe presentado por la empresa Booking.com. Este dato va en consonancia con la reciente publicación del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC) donde se remarca que las provincias norteñas se ubican en segundo lugar entre los destinos turísticos con mayor índice de ocupación hotelera en el país.

El notable crecimiento en el interés que despertó el Norte Argentino está impulsado, por un lado, por el trabajo articulado por el Ente Norte Turismo con el objetivo de integrar la oferta, pero también por la exitosa segunda edición del programa nacional PreViaje, que este próximo 31 de diciembre llegará a su fin.

“La iniciativa del Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación fue un gran incentivo para reactivar nuestra industria. En su primera edición fue el motor que necesitábamos para volver a producir, y logró consolidarse en este segundo año. Lo que la gente más necesitaba era tener previsibilidad para hacer turismo, y con PreViaje lo ha logrado”, destacó el presidente del Ente Tucumán Turismo, Sebastian Giobellina.

La herramienta, impulsada por Nación, ofrece a los viajeros el reintegro del 50% del dinero invertido en pasajes, estadías y paquetes turísticos, para ser utilizado en el destino para el consumo en negocios, gastronomía, excursiones y servicios, dinamizando así el movimiento económico generado por el turismo.

“Es una política que redistribuye recursos del AMBA al resto del país. Es una forma de ‘exportar’ consumo a todas las provincias, generando empleo, especialmente en la población joven y vulnerable que sin otras oportunidades, abandonarían sus pueblos”, consideró Matías Lammens, ministro de Turismo y Deportes de la Nación, quien destacó además que el programa promueve la formalidad y es una inversión eficiente del Estado, ya que se recupera el 80% del gasto.

A pocos días de su finalización, PreViaje lleva facturados unos $73 mil millones cargados por unos tres millones de viajeros, lo que generó la iniciativa de transformarlo en una herramienta que perdure en el tiempo. En este sentido, el Congreso de la Nación tratará próximamente un proyecto que busca establecer por ley la vigencia del programa por un plazo de 3 años, con la posibilidad de ser prorrogado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here